Numismática en Venezuela

 

Historia del Billete en Venezuela

El billete de banco o papel moneda es simplemente un papel con un determinado valor impreso que contiene ciertas medidas de seguridad para evitar su falsificación. No tiene valor por sí mismo, en el pasado tenían convertibilidad al oro o la plata que respaldaba su emisión, en el presente ya no es así, ahora es aceptado como medio de pago por la confianza que la sociedad les otorga, por su poder de compra y por el respaldo del instituto emisor. De igual forma los billetes son dinero porque así lo decreta la autoridad que lo emite, facultada por una ley de la República, que además declara que las monedas y billetes son de obligatoria aceptación en todos los pagos que se hagan en el país. Comúnmente se suele reservar el nombre de moneda para las piezas de metal, y el de billete para las de papel.

El papel moneda es de corta duración, puesto que al circular y sufrir los efectos de la humedad, dobleces y suciedad, van deteriorándose muy rápidamente. Luego regresa al instituto emisor donde son sustituidos por billetes nuevos y posteriormente se incineran.

Los antecesores a los billetes de banco actuales pueden situarse históricamente en la Europa medieval, cuando el oro y la plata solían guardarse en arcas seguras de establecimientos, generalmente de orfebres, para solucionar el problema de conversión entre las distintas monedas existentes y para la protección a posibles robos o hurtos. Este depósito era certificado mediante un recibo que luego era utilizado en operaciones de pago, con la garantía de retirar el metal especificado en el documento al presentarlo en el establecimiento del orfebre. Con el tiempo se emitieron comprobantes en pequeñas denominaciones y con sumas redondas para facilitar su circulación.

billeteLos primeros billetes venezolanos fueron emitidos en 1811 por el Gobierno Republicano en valores de 1, 2 y 4 pesos. Los creadores de estos billetes tomaron como ejemplo a los asignados (assignat, ver figura), que eran billetes franceses resultantes de la unión de los billetes de descuento autorizados por Luis XVI en 1788 y puestos en circulación en 1789, y los bonos del estado emitidos por la recién creada Asamblea Nacional. Los primeros asignados tenían como respaldo las tierras confiscadas a la iglesia y ofrecían un interés del 5 %, mostraban a Luis XVI y algunos adornos, luego su aspecto se fue simplificando paulatinamente a través del tiempo.

De estos primeros billetes venezolanos se distinguen tres emisiones [1] diferentes, las cuales surgieron como consecuencia de la casi inmediata falsificación. Esto obligó al Congreso a ordenar nuevas emisiones con diferentes características. La primera emisión (1811-12) lleva las firmas de Roscio, Tovar y Blandín, la segunda emisión (1812) las de Sata, Alustiza y Yarza y la tercera emisión (1812)  las de Sata, Yarza y Salicrup.

Como una curiosidad, se sabe que se uso el Lienzo de El Tocuyo como dinero dentro y fuera de Venezuela, se podría decir que simulaba un billete. Era una tela de alta calidad fabricada en el país, que consistía en un tejido de algodón hecho de una manera especial y desconocida [2].

Bancos Privados

En la época colonial la actividad bancaria era ejercida en gran parte por los grandes Compañías Mercantiles, como la Compañía Guipuzcoana, la cual tenía un monopolio en el continente desde 1729, principalmente en el comercio del cacao venezolano.

Luego se fueron estableciendo bancos privados [3] con facultad de emitir billetes al portador de acuerdo a su capital. Al mismo tiempo se realizaron emisiones por el estado y otras compañías.

El primer banco establecido en el país fue el Banco Colonial Británico, siendo este una sucursal del Banco Colonial de Londres. Se fundó el 29 de julio de 1839 con un capital de $ 300.000, fue autorizado  a emitir billetes que se realizaron en denominaciones de $ 5, 10, 20, 50 y 100, y terminó sus operaciones por la ley de espera de 1849.

Con la Ley  del 17 de mayo de 1841 dictada por el congreso, se creó el Banco Nacional de Venezuela, con un capital de $ 2.500.000, con facultad para emitir billetes y las realizaron en las denominaciones de $ 5, 20, 100 y 500. Se conoce a través de las actas del banco, que fueron impresos en Boston los billetes de $ 5 y 20. Cesaron sus operaciones por el decreto del Congreso del 23 de marzo de 1850.

El 4 de diciembre de 1855 se formó la Compañía de Accionistas con un capital de $ 600.000 y emitió billetes relativos a este capital. Cesaron sus operaciones en marzo de 1858.

Entre 1859 y 1861 la República de Venezuela emitió billetes de Deuda Pública al portador, y algunas de estas emisiones llevaban firmas de comerciantes de buena reputación y respaldo. Se conocen  billetes de las Provincias de Aragua, Barquisimeto, Caracas, Cumana, Guárico y  Yaracuy.

Bajo el Gobierno del General José Antonio Páez se constituyó el Banco de Venezuela, comenzando sus actividades el 1 de noviembre de 1861. Este no tuvo relación con el Banco de Venezuela fundado en 1890. El capital fue de $ 4.000.000 y finalizó sus operaciones el 30 de noviembre de 1862 por quiebra.

El 1ro de enero de 1865 se estableció el Banco de Londres y Venezuela Limitado en Caracas y se fijó un capital de 500.000 Libras Esterlinas. Fue liquidado en 1867.

El 9 de diciembre de 1870 se creó por Decreto del Presidente de la República General Antonio Guzmán Blanco, la Compañía de Crédito en Caracas y el 24 de diciembre de 1872 se dictó otro Decreto aprobando el contrato para constituir una Sociedad Anónima con el título de Compañía de Crédito, el cual permitió la emisión de billetes al portador, con un capital de 160.000 Venezolanos. Se liquidó en julio de 1876.

El primero de septiembre de 1871 se estableció la Compañía de Crédito de Puerto Cabello, y emitió billetes hasta por el monto de 30.000 Pesos. Funcionó hasta el 31 de diciembre de 1872.

El 13 de junio de 1872 se estableció la Compañía de Crédito de Maracaibo, y podía emitir billetes hasta por $ 23.500. Funcionó hasta el 31 de diciembre de 1872.

En julio de 1876 se estableció la primera de tres sociedades de crédito de nombre Banco de Caracas. Esta 1ra sociedad se abrió con un capital de 160.000 Venezolanos y se liquidó en julio de 1877. La segunda se formó el 11 de agosto de 1877 con un capital de V. 200.000, fue aumentado a V. 327.000 y se liquidó el 27 de marzo de 1881. La tercera fue establecida el 1 de marzo de 1878 con un capital de V. 260.000, y se liquidó en febrero de 1884.

El 20 de julio de 1882 se fundó el Banco de Maracaibo, por la Sociedad de Mutuo Auxilio de Maracaibo. El capital fue de Bs. 160.000 y fue aumentado cuatro veces a través de los años, siendo el último de estos en 1925 a Bs. 2.500.000.

El 24 de marzo de 1883 se constituyó una Junta Organizadora del Banco Comercial en Caracas, y en agosto del mismo año se inició este banco en sus actividades. Su capital fue de Bs. 3.200.000. Este banco practicó la liquidación del tercer Banco de Caracas con un capital de 260.000 Venezolanos. En 1890 aumentó su capital a Bs. 8.000.000, para posteriormente transformarse en el Banco de Venezuela.

En diciembre de 1883 fue fundado el Banco de Carabobo por el Sr. Domingo A. Olavarría en Valencia Edo. Carabobo, con un capital fijado de Bs. 500.000 a Bs. 800.000. En 1890 el Banco de Venezuela adquirió este banco y se encargo de sus operaciones.

El 18 de agosto de 1890 inició sus actividades el Banco de Venezuela, como producto de la transformación del Banco Comercial de Caracas y la absorción del Banco de Carabobo. Se fundó con un capital de Bs. 8.000.000 que luego fue cambiado en tres oportunidades de la siguiente manera: El 16 de marzo de 1897 se aumentó a Bs. 15.000.000, el 4 de mayo de 1899 se redujo a Bs. 12.000.000, y  posteriormente fue aumentado a Bs. 24.000.000 en 1921. Este fue el banco que mas emitió billetes y con gran variedad de diseños, hasta que en 1940 fue relevado de la facultad de emitir billetes.

El Banco Caracas fue creado en 1890, con un capital de Bs. 6.000.000. Este banco no estuvo relacionado con los tres Bancos de Caracas establecidos entre 1876 y 1878.

En 1916 fue creado en Maracaibo el Banco Comercial con un capital de Bs. 400.000. Luego su nombre fue ampliado a Banco Comercial de Maracaibo. Posteriormente elevo su capital a Bs. 2.000.000, apareciendo este monto en los billetes de la emisión de 1928.

El 9 de junio de 1925 se fundó en Caracas el Banco Venezolano de Crédito, por resolución del Ministerio de Fomento, con un capital de Bs. 6.000.000. Con la creación del Banco Central de Venezuela en el año 1939, perdió la facultad de emitir billetes.

En 1917 fue constituido el Banco Mercantil Americano que en 1918 se transformó el Banco Neerlando Venezolano, para luego convertirse en el Banco Mercantil y Agrícola en 1926. A partir de este año se emitieron los primeros billetes con un capital de Bs. 8.000.000. Con la creación del Banco Central de Venezuela en el año 1939, perdió la facultad de emitir billetes.

El Estado de Guayana emitió entre los años 1874 y 1880, varias series de billetes que circularon dentro del propio estado. Se conoce que hubo 4 series emitidas: tres hechas por el Tesoro del Estado de Guayana (1874-1879) y una hecha por el Concejo Municipal de Ciudad Bolívar, Departamento Heres (1880). El estado Guayana comprendía en esa época, al territorio que hoy ocupan los Estados Bolívar, Delta Amacuro y la zona en reclamación del Esequibo.

En 1940 el Ministerio de Sanidad y Asistencia Social (SAS), recogió las fichas que circulaban en las Leproserías Nacionales, de valores mayores a 0.50 Bs. y emitió billetes en valores de Bs. 0.25, 0.50, 1, 2 y 5. El papel era de baja calidad, trayendo como consecuencia su rápido deterioro y reemplazo frecuente. Esta emisión de billetes fue motivada por la falsificación de las fichas. El diseño de ambos lados del billete es el mismo, algunos ejemplares llevan un sello de caucho identificando el leprosario donde circuló.

Banco Central de Venezuela

La emisión múltiple de billetes por parte de los bancos privados venezolanos se prolongó hasta septiembre de 1939, fecha en la cual se promulga la ley que creó al Banco Central de Venezuela, entidad con la potestad de emitir exclusivamente monedas y billetes. Los billetes de la banca privada fueron recogidos por el BCV, al igual que el oro que los respaldaba, con el objeto de retirarlos de circulación y sustituirlos paulatinamente por billetes centralizados.

Los primeros billetes del BCV se emitieron en diciembre de 1940, antes de su inauguración oficial que se realizó el primero de enero de 1941.

Los colores distintivos de los billetes se basaron en los emitidos por el Banco de Venezuela, que representaban el mayor volumen del total de los billetes en circulación del país. Verde para el de 20 Bs., anaranjado  el de 50 Bs., marrón el de 100 Bs. y azul para el de 500 Bs. El tamaño tiene su origen en las dimensiones adoptadas en los billetes de los Estados Unidos de Norteamérica, 156 x 69 mm. Que solo se ha variado en las emisiones de 1 y 2 Bs. en 1989, cuyas medidas son 115 x 55 mm.


Con la aprobación de la nueva Constitución en diciembre de 1999 por referéndum popular, se cambia el nombre del país a República Bolivariana de Venezuela. El 18 de enero del 2002 el Banco Central de Venezuela pone en circulación el nuevo billete de 10.000 Bolívares, con la denominación de REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA. La Ley del Banco Central de Venezuela vigente es la publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 39.419 de fecha miércoles 07 de mayo de 2010.


El Banco Central de Venezuela decidió revocar el curso legal (desmonetización) de los billetes de las denominaciones de Bs. 5, 10, 20, 50 y 100, a partir del 1 de febrero de 2006, y los de la denominación de Bs. 500 a partir del 7 de febrero de 2007.


El 7 de marzo del 2006 fue aprobada por la Asamblea Nacional la Ley de Reforma Parcial de la Ley de Bandera, Escudo e Himno Nacional, esta ley entró en vigencia a partir de su publicación en Gaceta No 38.394 del 09 de marzo de 2006.
Una de las consecuencias de esta reforma es la variación del Escudo de Armas y lo que más resaltó fue el cam

bió del caballo, el cual quedó como lo indica el artículo 8 del capítulo III:


“El tercer cuartel será azul, ocupará toda la parte inferior del Escudo de Armas y en él figurará un caballo blanco indómito, galopando hacia la izquierda de quien observa y mirando hacia delante, emblema de la independencia y de la libertad; adoptándose para tal efecto la figura del caballo contenido en el Escudo de la Federación, de fecha 29 de julio de 1863”.


También se varió la bandera nacional agregando una nueva estrella, esta propuesta se basó en el decreto pronunciado en Angostura (hoy Ciudad Bolívar) por Simón Bolívar, Jefe Supremo, el 20 de noviembre de 1817 que en su Artículo Único, establece:

“A las 7 estrellas que lleva la Bandera Nacional de Venezuela, se añadirá una como emblema de la Provincia de Guayana. De modo que el número de las estrellas será en adelante, de 8”.

Reconversión Monetaria

Mediante el Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley de Reconversión Monetaria dictado por el Presidente de la República Bolivariana de Venezuela Hugo Chávez, publicado en la Gaceta Oficial N° 38.638 de fecha 6 de marzo de 2007, se cambia la escala monetaria del país a partir del 1 de enero de 2008, con lo cual se reexpresa la unidad del sistema monetario en el equivalente a un mil bolívares actuales. El bolívar resultante de esta reconversión, continuará siendo divisible en cien (100) céntimos. En consecuencia, todo importe expresado en moneda nacional antes de la citada fecha, deberá ser convertido a la nueva unidad, dividiendo entre 1.000, y llevado al céntimo más cercano.

En la nueva escala monetaria, la moneda continuó con el nombre de “bolívar” pero, para distinguirla de la unidad circulante, durante un período transitorio a la palabra “bolívar” se le añadió el adjetivo “fuerte”, para quedar “bolívar fuerte”. Este se representó con el símbolo “Bs.F.”.

Las nuevas especies monetarias son:

Monedas

Billetes

Bs.F. 1 (un bolívar fuerte)

Bs.F. 100 (cien bolívares fuertes)

Bs.F. 0,50 (cincuenta céntimos)

Bs.F. 50 (cincuenta bolívares fuertes)

Bs.F. 0,25 (veinticinco céntimos)

Bs.F. 20 (veinte bolívares fuertes)

Bs.F. 0,125 (doce céntimos y medio)

Bs.F. 10 (diez bolívares fuertes)

Bs.F. 0,10 (diez céntimos)

Bs.F. 5 (cinco bolívares fuertes)

Bs.F. 0,05 (cinco céntimos)

Bs.F. 2 (dos bolívares fuertes)

Bs.F. 0,01 (un céntimo)

 

El Directorio del Banco Central de Venezuela, en su sesión ordinaria del martes 31 de mayo de 2011, estableció que la circulación de los billetes y monedas del viejo cono monetario cesaran el 31 de diciembre de 2011. Por tanto, desde el 1 de enero de 2012 las piezas metálicas y los billetes de la anterior familia no tendrán poder liberatorio; es decir, no podrán utilizarse para realizar transacciones comerciales.


En efecto el 30/12/2011 el BCV, mediante una nota de prensa, indicó que a partir del domingo 1 de enero de 2012 los billetes de Bs. 1.000, 2.000, 5.000, 10.000, 20.000 y 50.000, así como las monedas metálicas de Bs. 1, 2, 5,10, 20, 50, 100, 500 y 1.000 no serán de curso legal. Únicamente servirán para comprar bienes y servicios las piezas que componen el cono monetario puesto en circulación en enero de 2008.  


Las personas que aún conserven en su poder billetes o monedas del viejo cono pueden acudir a las oficinas del banco comercial, público o privado, de su preferencia para realizar el canje por las piezas puestas en circulación en enero de 2008. Asimismo, la población podrá dirigirse a las taquillas N° 21 y 22 del edificio sede del Banco Central de Venezuela en Caracas y a las taquillas N° 12 y 13 de la Subsede Maracaibo de este instituto para hacer efectivo el cambio.


De acuerdo con la decisión del Directorio del BCV, y en atención a lo previsto en las Disposiciones Transitorias Tercera y Séptima del Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley de Reconversión Monetaria, hasta el 31 de diciembre de 2011 se usó la expresión “bolívares fuertes” o el símbolo “Bs.F” en las obligaciones de pago que se contraigan en moneda nacional, así como la referencia a “bolívares” y “bolívares fuertes” en los instrumentos por los cuales se ofertan los precios de bienes y servicios, y otros que expresen importes monetarios, por lo que  a partir del 1° de enero de 2012 sólo se requerirá el uso de la expresión “bolívares”  o el símbolo “Bs.”


[1] Amplia información en el libro: El papel moneda en la Primera República, Caracas, 1999, de Tomás Sthor.

[2] Anzola, Rosario. Encontré una Moneda, BCV, Caracas, 2000, Pág. 16-18.

[3] Amplia información en el libro: Billetes de Venezuela, Caracas, 1980, de Richard Rosenman.

.- Tomado del libro 2013 Cómo Coleccionar Billetes Catálogo Venezolano 1811-Presente de Germán Hernández, Caracas, Venezuela, 2012.


Actualizado el 24.10.2014

 



Numismática en Venezuela
www.numismatica.com.ve

twitter
@numismaticavzla
facebook
Numismática en Venezuela